980x200

Duterte decide no extender otro año más la ley marcial en Mindanao

YIHADISTAS FILIPINAS | 10 de diciembre de 2019

El presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte. EFE/Mark R. Cristino/Archivo

Manila, 10 dic (EFE).- El presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte, ha decidido no extender la ley marcial en la región de Mindanao, en el sur del país, cuando expire su vigencia el próximo 31 de diciembre, después de dos años y medio en vigor para combatir el terrorismo en la zona.

"Se ha debilitado la rebelión terrorista y extremista como resultado de la captura o neutralización de sus líderes, además de disminuir el índice de criminalidad", informó este martes en un comunicado el portavoz presidencial, Salvador Panelo.

Panelo señaló que el Gobierno "confía en que las fuerzas del orden puedan mantener la paz y la seguridad en la región" sin necesidad de esa medida de excepción, declarada en mayo de 2017 cuando grupos yihadistas ocuparon la ciudad musulmana de Marawi.

La decisión del presidente se produce después de que tanto la Policía Nacional, como las Fuerzas Armadas y el secretario de Defensa, Delfin Lorenzana, hayan aconsejado suprimir la ley marcial en esa convulsa región del sur del país.

Duterte impuso por primera vez la ley marcial en Mindanao el 23 de mayo de 2017, horas después de que insurgentes del Grupo Maute, afín a la organización yihadista Estado Islámico (EI), iniciaran una rebelión armada en la ciudad de Marawi, en el oeste de la isla de Mindanao.

Aunque la ofensiva de Marawi concluyó en octubre de 2017, el Gobierno prolongó la medida hasta en tres ocasiones: primero hasta finales de ese año, luego durante todo 2018 para "eliminar hasta el último terrorista" y después otra vez se prorrogó para todo 2019.

Con 20 millones de habitantes, cerca del 20 % musulmanes, Mindanao ha sido escenario desde hace décadas de conflictos entre el Gobierno y grupos extremistas, como Abu Sayyaf o los Luchadores por la Liberación Islámica del Bangsamoro, también leales al EI, así como la guerrilla comunista del Nuevo Ejército del Pueblo.

La aplicación de la ley marcial fue muy polémica en Filipinas, ya que grupos opositores advirtieron de que el mandatario quería emular a su admirado expresidente Ferdinand Marcos (1965-86), quien empleó la medida entre 1972 y 1981 para suprimir la oposición.

  • Ningún comentario presente
Normas de comentarios

www.wnenespanol.com no se hace responsable de las ideas expresadas por los autores de los comentarios y se reserva el derecho a eliminar aquellos contenidos que:
  • resulten ofensivos y/o discriminatorios
  • que tengan como fin promover el boicot contra personas, productos empresas o instituciones
  • que atenten contra el derecho a la intimidad, al honor y/o a la propia imagen o nombre
  • aquellos que busquen fines comerciales y/o publicitarios
500 caracteres disponibles
Para evitar spam, por favor resuelva este simple problema matematico e ingrese el resultado (pinche en la imagen para recargarla).

Mundo